El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

noticias de la categoría: PERGAMINENSES

Pergaminenses 18/12/18

“La Reválida es un sufrimiento”

Luego de haber conseguido la clasificación a la zona Campeonato en el Federal A, el arquero pergaminense de Sansinena, Franco Agüero, confesó su desahogo en La Gloria o Devoto, donde además repasó su corta pero fugaz carrera. El ex Douglas, explicó que arrancó a jugar de 9, pero a la hora de probarse en Sarmiento de Junín decidió ir al arco y de ahí no se movió más. En cuanto al torneo, el golero del conjunto de General Cerri se tiene fe para lo que viene, y avisa que darán pelea. 

Franco Agüero la rompe en la valla de Sansinena en el Federal A, pero su historia en el fútbol no arrancó bajo los tres palos: “Cuando estuve en Douglas jugaba de 9 y después decidí ir al arco. Fui a Sarmiento de Junín y decidí probar de arquero. Tenía la duda antes de probarme pero siempre me gustó el arco”, empezó la entrevista el uno pergaminense.

Después de algunas temporadas en el Verde, le llegó la hora del profesionalismo: “A los 18 me suben a Primera. Lippi (Sergio) estaba de DT en el Nacional B, justo el año que asciende a Primera. Me hacen un contrato por 3 años, me voy a Huracán Las Heras, volví y me fui a préstamo 6 meses a Unión Aconquija. Luego me rescindieron el contrato y vine a Sansinena”, recordó el guardametas.

A pesar de su juventud, Agüero fue fuerte y soportó con creces el vivir lejos de sus pagos: “Al principio me costó porque uno por ahí piensa en la familia, amigos. Pero después te das cuenta que querés vivir de eso y tenés que pasar por lugares maravillosos como Bahía Blanca, donde me quedaría a vivir. Siempre fui muy familiar, pero ahora estoy acostumbrado y mi novia me acompaña a todos lados”, manifestó.

En el presente certamen, el elenco de General Cerri entró a la zona Campeonato y para el joven de 25 abriles es un desahogo: “Estuve en el primer torneo del club en la categoría, y sin conocer la misma la meta fue mantenerse, pero este año el objetivo era clasificar. Porque después si vas a la Reválida es un sufrimiento porque si descendés desaparecés prácticamente, y por suerte clasificamos en un grupo muy duro”, tiró.

Consultado acerca de si mira con malos ojos alguna vez regresar al “Milan de Pergamino”, Franco mostró su total sinceridad: “Algún día me gustaría volver a jugar ahí y defender los colores de la ciudad”, concluyó.